sábado, 26 de julio de 2014

JARDINES DE MARIPOSAS, Parnassius apollo

Este año no estaba siendo  un buen año de mariposas; las escasas lluvias primaverales con el consiguiente escaso crecimiento de muchas plantas, han hecho que muchas especies no hayan surgido con demasiada abundancia y donde algunos año hay cientos, este año se cuentan con los dedos.

Pero siempre hay excepciones locales;  he tenido la suerte de estar en uno de esos lugares y momentos donde las mariposas revolotean por todos los lados. Fui a la búsqueda de Parnassius apollo, mariposa típica de prados alpinos a alturas considerables. En las sierras turolenses contamos con varias poblaciones importantes, aunque se creen en regresión por el cambio de usos del suelo y cambio climático.

Solo pude hacerles una sesión, empezando a una hora muy temprana para poder fotografiarlas a primera hora cuando todavía están calentándose. La mañana lluviosa permitio alargar el horario y encontrar mariposas en casi todos su momentos vitales, recién nacidas, copulas y otras muertas o casi a punto. Espero poder tener mas tiempo para el año que viene y sacarle mas partido. De momento esto es una pequeña parte de los momentos vistos.



 En la cópula se puede apreciar la diferencia de color y tamaño de abdomen entre el macho(Mas claro y pequeño) y la hembra(mas oscura y de abdomen mas abultado)
 Adulto recién emergido, secando sus alas al sol sobre una de las plantas nutricias para las orugas, del genero Sedum.
Cuando el sol empieza a calentar, las zonas de cardos son muy frecuentadas.

lunes, 19 de mayo de 2014

FOTOGRAFIAS A LOS OJOS DE UN NIÑO

Cuando uno hace fotografías siempre espera que alguien antes o después las vea,  o sirvan para algo además del disfrute de hacerlas.

Hoy es uno de esos días en los que la fotografía te devuelve mucho. Acompañados por su profesora Rosa, los alumnos de tercero de primaria de colegio Juan Ramón Alegre de Andorra visitaron mi exposición. Estos niños pintaron luego en clase la foto que mas les gustó.

Siempre que un niño ve mis fotos suelo preguntarle cual es la que mas le gusta; me interesa reaprender esa visión infantil que todos tuvimos y fuimos perdiendo o erosionando, saber como ven, como perciben, así que en esta ocasión he disfrutado por dos, viendo sus pinturas y también por supuesto su interpretación.

Muchos de ellos han coincidido en las mismas, aquí os muestro algunas de las mas representativas junto con la foto.

 


 Estas son algunas de las versiones y original de "Luna de grullas". Fue con mucha diferencia la foto que mas les llamó la atención.







La reina de la noche, una mariposa isabelina con sus colores también les llamo la atención.



Y siguiendo con los animales, la foto titulada astucia en la que se muestra un zorro bastante cerca en su ambiente.


Por último una foto de paisaje de Islandia.

Intentando hacer "análisis" de las preferencias infantiles me doy cuenta de algunas cosas que ya sabia o intuía. La mayor parte de los dibujos o fotos elegidas son sobre animales, y tan solo una es de paisaje.
Viendo a las personas como animales que vivíamos en cuevas hasta hace dos días tiene mucho sentido. Los primeros contactos con el mundo exterior (aparte de la visión mas cercana del territorio donde un niño primitivo nacía ademas del contacto con su madre) eran con animales;algunos que se acercaban a rapiñar los huesos sobrantes, otros que pasaban por delante del hogar o llamaban la atención por su colorido y por volar. Esas imágenes que tal vez eran las primeras con el mundo exterior de hace 2000, 6000 o 20000 años, siguen siendo la "referencia" en la infancia de los niños de ahora a pesar de estar menos en contacto con la naturaleza.  El paisaje, algo que con esos años no se exploraba aún, no figura tan apenas como imagen de referencia.

Siempre recuerdo una noche en la que fuimos a ver la berrea con mi sobrina Ada recién nacida; los ciervos berreaban mucho en la noche húmeda y el sonido era abrumador. Recuerdo la cara que ponía al oírlos, parecía como si ese sonido estuviera grabado en su subconsciente y estaba latente esperando ser rememorado. La importancia de la vuelta al contacto con la naturaleza desde edades tempranas se me hace de nuevo presente.

Gracias a Rosa y todos los alumnos del colegio Juan Ramón Alegre de Andorra.

miércoles, 19 de febrero de 2014

COGIENDO TRUFAS "A MOSCA"

Hace unas semanas tuve la suerte de poner en práctica algo que me encantó. Coger trufas a mosca es como una de esas "leyendas rurales" de la que todo el mundo sabe y casi nadie sabe. Con el "guía nativo"(o tal vez naturalizado) Luis Torrijo, quedamos en uno de esos rincones perdidos turolenses a la búsqueda de la famosa mosca. Se trata del pequeño díptero de alas proporcionalmente largas Helomyza tuberivora. Según la bibliografía que he podido consultar pone los huevos sobre la trufa madura de la que se alimentarán sus larvas; aunque no me termina de quedar claro que ese sea su ciclo. Sea como sea, llama la atención que en una fría mañana de enero, encuentres moscas, pequeña fauna "extraterrestre" con un alto grado de especialización.

El procedimiento de búsqueda es sencillo;nos acercarmos al trufero sin proyectar la sombra sobre la zona en la que vamos buscando, ya que son muy "fotosensibles" y en que les damos la sombra salen volando hacia zonas cercanas y dejan de marcarnos el lugar donde hay una trufa madura con tanta exactitud.
Sobre todo a primera hora encontramos varias sobre las piedras. Si te acercas con lentitud puedes llegar incluso a tocarlas, creo que nunca he visto una mosca tan "mansa" (les hice algunas fotos con la cámara compacta a escasos 5 cm.).   Una vez localizado el lugar, se trata de hacer una cata olfativa, una cata de tierra que nos va acercando poco a poco hacia donde esta la trufa. Es increíble como se va graduando la intensidad de olor según nos vamos acercando o alejando a la trufa.
Como animales, perdimos la mayor parte de nuestro olfato cuando conseguimos alimentarnos con asiduidad. Pero todo es entrenable y recuperable, solo con estar varios días sin comer os aseguro(por experiencia) que se recupera al menos una parte de ese olfato animal perdido.

 A lo largo del día sacamos unas pocas trufas pequeñas con este método. No deja de ser un método con el cual muchas de las trufas no son encontradas; con él, podremos coger algunas para uso propio, y bien podría incluirse este método en un capitulo del libro "Economía para no salir de pobres". Tras nuestra búsqueda al estilo "rudimentario", entraba en el trufero un perro adiestrado y encontraba bastantes mas donde no las habíamos olido ni visto la mosca, prueba de que olfativamente quedamos definitivamente atrás.

lunes, 10 de febrero de 2014

HACER LO QUE NO HAY QUE HACER EN FOTOGRAFÍA


Os enlazo el ultimo articulo que he publicado en la revista de ASAFONA.
A menudo solemos seguir los dictados o leyes que estudiamos  sin preguntarnos si hay otros caminos. En cualquier faceta de la vida damos por hecho que cosas o formas de hacer las cosas que nos han dicho o hemos asumido son las válidas. Eso facilita nuestro aprendizaje;  seguir unos patrones que conocemos va bien para no equivocarnos o hacerlo en menor medida. Por contra, merma nuestra creatividad o experimentación y nos deja sin el placer de buscar cosas diferentes o equivocarnos mientras lo hacemos. Ese camino que algunos buscamos es mas apasionante que dedicarnos a "clonar" lo que ya sabemos hacer, aunque el99,9% de las veces no sale nada nuevo o si sale algo nuevo son autenticos truños.










Sobre una sesión  de probatinas va esta entrada. Este otoño pude acercarme un día a Ordesa, los colores estaban ya muy pasados comparado con otros años para las mismas fechas. Iba con amigos "no muy fotografos" y el plan era basicamente andar. Con los años ya he aprendido que cuando voy a andar no hago fotos que merezcan la pena asi que intenté reducir el equipo al máximo. Madrugamos poco y a lo que llegamos a la pradera de Ordesa ya habia bastante gente. Cuando llegamos alli, unos amigos fotografos  de Madrid( Juan Pavón, Francisco Jose Jimenez Manzano y Emilio Blanco) ya volvían de fotografiar las luces del amanecer y los hielos y se iban a almorzar. Pensé para mi tras saludarlos sobre lo dura que es la vida del paisajista, y que a buen seguro hicieron fotos muy buenas que yo no seré capaz de hacer en la vida.
Comenzamos a andar. Hace años, antes de que afloraran mis dolores de espalda, yo suelo decir que era el campeón del mundo de paseo de tripode. Lo paseaba para que le diera el aire y que viera mundo.  Muchas veces ni lo usaba. Ahora lo saco mas bien poco, para fotos  nocturnas, alguna larga exposicion y poco mas. Con esa perspectiva poco paisaje "tradicional" se puede hacer, sin buscar las luces, sin madrugar, sin tripode....
Decidí aplicar al paisaje algo que hago en algunas ocasiones en macro: Dos exposiciones en cámara, una enfocada y otra desenfocada, a pulso. Por probar que no quede, mas aun si vas  a andar mas que a hacer fotos. los resultados no son ninguna cosa del otro mundo pero me abre un nuevo camino haciendo "lo que no hay que hacer" una vez mas.
Para hacer las imágenes seguí los siguientes pasos: Primero poner la cámara en modo de doble exposición, buscar un encuadre en lugares con un rango dinámico que el sensor pudiera solventar bien (casi todo a la sombra), luego enfocaba, desconectaba el enfoque automático. Tiraba la primera foto y sin mover la cámara (a pulso), giraba el anillo de enfoque, hasta que el paisaje saliera "difuminado", despues de eso tiraba la segunda foto. La cámara se encarga de coserlas y se genera un efecto variable "neblinoso" al superponer una foto nítida con otra desenfocada. El resultado es un solo raw un tanto extraño que podeis juzgar y criticar. En cámaras sin la opción de doble exposición, se puede hacer en el ordenador igual, generando un jpeg. Las dos series que os muestro, en el orden indicado(enfocada, desenfocada y final cosida en camara), estan sin retocar tal cual el raw de camara, salvo la final que lleva ligero contraste y ajuste de temperatura.
Estas pruebas sirven como experimento para otras que te llevan a otras y asi en alguna ocasión, a base de equivocarse, se encuentran nuevos caminos mas o menos creativos y experimentales.
 

martes, 4 de febrero de 2014

Namibia, desiertos llenos de vida.





Un pequeño regalo de parte de Asafona que han grabado las charlas de las jornadas de fotografía de 2013, entre las que se incluye esta mía sobre Namibia. Tiene algunos  pequeños cortes en la imagen, imagino que para cambiar tarjetas, y como el plano es general las imágenes no se ven en toda su calidad, pero esta bien si alguno esta pensando en planificar este viaje por su cuenta.
Suena raro escucharse a uno mismo... toda una hora




martes, 28 de enero de 2014

LAS LUCES DE LA NOCHE

 Por una razón que desconozco cada vez se ven menos luciérnagas, es algo en lo que la gente coincide. Yo tan apenas veo unas pocas larvas o adultos al año. Es uno de esos animales de cuento con el que todos hemos tenido imaginaciones raras, como que nos servían de faro en la bicicleta o se ponían muchas juntas formando una figura o tal vez tu nombre escrito con luz.
Es un animal que desprende cierta simpatía por el hecho de ser capaz de fabricar luz a partir de la oxidación de una molécula, la luciferina, que nada tiene que ver con lucifer(con lucifer tienen que ver las empresas eléctricas y el gobierno que se nutre de ellas). Yo mismo me compré un gusiluz hace unos pocos años y no debo ser el único. Pensarlo por un momento, pocos animales tienen el privilegio de entrar en la cama y en los sueños de uno. Un niño no se mete a la cama un gusano, con una luciérnaga si, por lo que tienen de mágicas.

Este verano he tenido la oportunidad de hacer una foto que soñaba; es mejorable porque era la primera vez que usaba esta técnica, así que era todo experimentar.
Tras muchos pateos al atardecer-anochecer vi algunas hembras de luciérnaga con su característico farol. Fotografié la que estaba en un sitio mas prominente para que saliera bastante cielo.Tomada a ISO alto ya que el animal no paraba de moverse sumida en una danza luminosa. Hubo un momento que daba tanta luz que era posible enfocarla con la cámara directamente, sin añadir luz artificial. La danza no duró mucho ya que en unos minutos acudió el macho y se apagaron las luces.

La siguiente exposición la hice enfocando a la Vía Láctea  intentando que no hubiera superposición de luces y componer con las lineas. Esto es lo mas difícil, mas aún teniendo en cuenta que son dos encuadres diferentes, ya que el animal no estaba donde la Vía Láctea y tuve que mover mi trípode hacia otro lugar.

Utilizando el modo de doble exposición en cámara se cosen las dos imagenes generando un  solo raw. Bueno que explicado así parece fácil pero para sacar una foto medio decente hay que hacer decenas de pruebas y estar media noche intentando encajar estrellas y animales luminiscentes.
El resultado final fué este
Fué reconocida en el concurso Melvita nature awards de Francia.
Por cierto que el curso de la naturaleza siguió y hubo escenas X a pesar de haber paparazzis infiltrados; espero poder ver al año que viene muchas mas luciernagitas, o luciernagritas como dirían en Los Simpsons.

viernes, 10 de enero de 2014

ENTREVISTA DIARIO DE TERUEL

Una mirada desenfocada

Fotografía finalista del ‘BBC Wildlife Photographer of the year’ en categoría Visiones Creativas.
1234
El fotógrafo turolense Uge Fuertes ha cerrado un año mágico, con dos fotos finalistas en el ‘BBC Wildlife 2013’

Los aficionados turolenses a la fotografía tienen una cita inexcusable en la sala Eugeni Forcano de Villarquemado, donde hasta el 31 de enero puede disfrutarse de 'Desenfocando la mirada', una exposición del fotógrafo de naturaleza Uge Fuertes Sanz.
Miguel Ángel Artigas Gracia Teruel
09/01/2014

Vota 
Vota 1 de 5Vota 2 de 5Vota 3 de 5Vota 4 de 5Vota 5 de 5
 Resultado 
1 de 52 de 53 de 54 de 55 de 5 
5 votos


Los aficionados turolenses a la fotografía tienen una cita inexcusable en la sala Eugeni Forcano de Villarquemado, donde hasta el 31 de enero puede disfrutarse de 'Desenfocando la mirada', una exposición del fotógrafo de naturaleza Uge Fuertes Sanz.
Fuertes, monrealino y agente medioambiental en Guadalajara de profesión, ha cerrado un 2013 inolvidable para él, plagado de premios y menciones de honor en diferentes concursos y certámenes de fotografía. Pero de todos ellos el que se lleva la palma es el BBC Wildlife photographer of the year. Casi 45.000 imágenes de 96 países concurrieron este año en el concurso internacional más prestigioso de fotografía de naturaleza de cuantos existen, algo así como la gala de los Óscar de la especialidad, y Uge Fuertes metió dos de sus imágenes entre los finalistas, en la categoría de Reinos Botánicos y Visiones Creativas, siendo el mejor español del certamen. El turolense lleva tres años presentándose a concursos importantes y reconoce que "no pensaba llegar a las finales del BBC ni en cincuenta años. Es un premio realmente único para alguien como yo".
Esas imágenes, que recogen una vista nocturna de un bosque de kokerbooms en Namibia y otra de un elefante y varias cebras en movimiento han pasado por el Museo de Historia Natural de Londres y en los próximos meses estarán expuestas en las principales salas del mundo.
Una obra maestra
La de los árboles es considerada por Uge como su obra maestra. Se trata de una larga exposición nocturna, de 90 segundos, durante la que el fotógrafo iluminó la escena con una linterna. Para el de Monreal representa uno de esos momentos mágicos que todo gran fotógrafo experimenta alguna vez en su vida, si realmente es grande. "Tú estás tirando fotos y hay un momento en el que se te ilumina la bombilla, y ves que cambiando el encuadre, que moviéndote cinco metros, has dejado de llenar una tarjeta de fotos y obtienes La Foto con mayúscula. Ese click cuesta mucho alcanzarlo, y es el que hace que una imagen sea especial".
Tan especial que la imagen casi le retira de la fotografía. "Pensé y todavía pienso que jamás haré una foto tan bonita como esa, y eso hizo que me planteara seguir en la fotografía, si difícilmente voy a lograr una imagen que supere a esta". Afortunadamente, la crisis artística pasó y Uge Fuertes todavía tienen carrete para rato.
La otra imagen finalista de Fuertes en el BBC Wildlife photographer of the year, en la categoría de Visiones Creativas, es una peculiar fotografía en la que se aprecia, o más bien se intuye, un elefante, un ónix y varias cebras desenfocadas intencionadamente, que recuerda a una pintura desaturada. "Técnicamente es relativamente fácil lograr una foto así, pero hay que hacer muchas para tener la que tú quieres. Es una exposición más larga de lo normal, de medio segundo o de un segundo, con los animales moviéndose", explica Fuertes. Curiosamente esa foto es similar a la que ganó el concurso en su categoría general, en la que su autor, Greg du Toit, utilizó una técnica similar a Uge Fuertes.
Un año fabuloso
El BBC Wildlife photographer of the year, que se falló en octubre, ha sido la guinda a un extraordinario año, el mejor de su carrera tras la cámara, que ha situado al turolense entre los grandes fotógrafos de naturaleza del mundo aunque probablemente él negaría ese estatus. Las imágenes de Fuertes han estado en los cuadros de honor de premios tan prestigiosos como Monphoto, Montier en Der, Melvita Awards, Asferico o Narava. "La verdad es que son todo menciones de honor o algún segundo premio. Nunca me dan el primer premio, pero estar ahí, en concursos internacionales donde compiten miles de fotos, es un auténtico honor".
En 2013 Uge Fuertes ha colaborado también con Javier Magallón y Luis Torrijo en el libro Las 100 puntas inaccesibles de la provincia de Teruel y con Vicente Aupí en El Triángulo del frío, y aunque los retos nuevos son lo que alimenta el obturador de Fuertes, él se considera por encima de todo una fotógrafo de naturaleza: "Le cojo rápido el gusto a otras cosas, pero la naturaleza es mi pasión", explica. "Cuando fotografías a un animal tienes que estar muy cerca de él, y sea una luciérnaga, un elefante o una cabra montés se establece una relación muy particular entre tú y él. Tienes que ser un poco más listo que él para acercarte lo suficiente, y no puedes decirle ponte aquí o allí, o péinate. Eso representa un reto para mí".
Planificación y adaptación
Fuertes planifica sus fotos durante horas a veces durante meses en su cabeza para realizarla en el momento adecuado, en las circunstancias adecuadas y con la luz adecuada. Sin embargo sostiene que cierta dosis de improvisación es indispensable: "A veces estás haciendo algo y al darte la vuelta caes en la cuenta de que la foto que buscas la tienes detrás de ti. Hay que estar abierto y atento a lo que te puede deparar un momento concreto".
Fuertes no se declara beligerante contra la edición digital, aunque él no la utiliza. "Yo no retoco en el ordenador porque no sé hacerlo. Prefiero hacer la foto en el campo, pero son dos cosas diferentes; la fotografía retocada o fabricada es distinta a la obtenida solo con la cámara. No es mejor ni peor, sino diferente".
El trabajo de agente medioambiental de Uge Fuertes hace que se sienta como pez en el agua en mitad del monte, incluso de noche o con nieve por la rodilla, y eso le proporciona la soltura necesaria en ambientes hostiles para la mayor parte de los humanos.
Aún así su quehacer fotográfico no ha estado exento de malas experiencias. Una de ellas fue el año pasado en Islandia, uno de sus parajes favoritos, donde un inoportuno resbalón en la playa, con el agua a la cintura, hizo que todo el equipo que llevaba encima se arruinara. Y estamos hablando de mucho dinero. "Es como un accidente, que al final lo importante es que a ti no te pase nada, aunque en ese momento hubiera preferido perder un dedo".
Esa es la peor situación a la que se ha enfrentado Fuertes a pesar de que ha viajado por todo el mundo y ha fotografíado a todo tipo de animales y fieras. "Pero le tengo bastante más miedo a las personas que a los animales", asegura el de Monreal. "Siempre tienes que asumir ciertos riesgos para hacer fotos interesantes, porque a las tres de la tarde en un sitio donde puede estar cualquiera es muy difícil que obtengas una gran foto".
Exposición de cincuenta imágenes en Villarquemado
'Desenfocando la mirada' puede verse hasta el 31 de enero en Villarquemado de lunes a viernes entre las 19 y las 21 horas. Es una exposición generalista de 50 fotos. Recoge parte del proyecto 'Desenfocando la mirada' de Uge Fuertes, todavía incompleto, que incluye enfoques poco habituales, exposiciones largas o trepidaciones creativas.
También contiene fotografía más clásica de fauna, flora o paisajes, y una selección de los últimos trabajos de Uge Fuertes.
En la agenda del fotógrafo hay varios proyectos; una exposición importante para el año que viene, "aunque no se puede decir todavía", bromea el de Monreal, y "una serie de fotografías concretas que tengo en la cabeza y que quiero hacer" en los próximos meses.
Es posible encontrar el trabajo de Uge Fuertes en su página web www.ugefuertes.com y en su blogugefuertessanz.blogspot.com

martes, 7 de enero de 2014

VARGTIMMEN, La hora del Lobo

Hedningarna y su canción Vargtimmen, es sin duda para mi una de las imprescindibles. La traducción literal es "La hora del Lobo", y aunque la traducción de la letra poco tiene que ver con este animal, siempre es un grupo para escuchar mientras uno se adentra en naturalezas salvajes.
No he tenido la suerte privilegio de ver lobos
bien en libertad, aunque si en zonas remotas loberas lo he podido escuchar, seguir sus huellas y rastros.
Todo lo que lo envuelve tiene algo que siempre esta envuelto en la bruma del misterio; no es para menos por la rivalidad con el hombre y toda la historia en común que tenemos con ellos. Sin duda las historias loberas siempre despiertan admiración, dudas y miedos.
 De pequeño escuchaba a mi abuelo, cuando tuvo que espantarlos en las ovejas y las veces que de niño(en 1905) los había visto de cerca. Historias lejanas que de ciento en viento se entremezclan con otras mas cercanas en el tiempo sobre alguien que cree haberlos visto o asegura que los hay a decenas. 
Las fotos que os muestro están tomadas en el Lobopark de Antequera, un lugar en el que los animales viven en una parcela vallada en el campo en un entorno mediterraneo, y es muy fácil verlos y fotografiarlos.
El día elegido fué con lluvia, aunque hubiera preferido la nieve, lluvia mas intensa o niebla, por esas cosas del inconformismo fotográfico inherente a cada uno de los que portamos cámara.




Como no podía ser de otra manera, algunas fotos en movimiento también, aunque los resultados siempre son muy mejorables.




martes, 17 de diciembre de 2013

RESUMEN 2013 Y FELIZ 2014

 Para mi, los años comienzan cuando cae la primera helada y eso hace días que pasó por los páramos turolenses. Pero el año con número cambia para la mayoría en Enero según se ve y ya queda menos.

Un año intenso en mucho sentidos y con aprendizaje continuo como prueba de que cada vez te sorprendes por una cosa.
Todo esta en entrenar y que de repente aprendas a ver. Hace unos meses Miguel Angel Casado me enseñó una piedra que conocía pero en la que no había fijado bien. De repente tenía un Dolmen delante. Eso me ha hecho mirar de otra manera y en unos meses he encontrado otra media docena de "construcciones megalíticas" que no se conocen o no están catalogadas. Es dificil explicar lo que se siente al hayar algo asi. Uno empieza a darle vueltas hasta que  esta claro que las piedras estan colocadas por la mano del hombre. Es comparable con lo que sentía estos años atrás al encontrar un nido de rapaz(que ahora ya ni busco) o pinturas rupestres que no se conocían todavía.


En cuanto a los  espectaculos vistos este año, tres cosas que me han marcado. La grabación del disco-dvd en directo de Ocarolan en Zaragoza fué un regalo emocionante. El fesitval Gaire, siempre es una batidora que no deja de sorprenderte para bien. En otro orden de cosas, la charla de una vida al filo de Sebastian Alvaro en Monphoto haciendo reflexionar sobre los límites, la vida y la muerte me tocó especialmente.
En cuanto a los "espectáculos" propios, en proyecto con Chemi y Antonio de Valdragón esta un concierto con música en directo e imágenes basadas en las cuatro estaciones( o en las dos o tres, que al final no va a haber tantas).



En lo fotográfico un año muy dulce, aunque también ha habido alguna lágrima.
Muchas fotos y sobre todo muchos fotógrafos a los que agradecer muchas cosas; no me voy a liar con enumeraciones porque seguro que me dejo gente y quedo mal, pero  os debo mucho a todos con los que he compartido ratos fotográficos, discusiones y conversaciones. Especial mención para Carlos  que con su juventud tiene un ojo fotográfico que otros no tendremos en la vida , siempre es un regalo estar con el y su family. También como no, agradecer a  Marta que un día me animó a hacer fotos y que siempre me apoya y soporta en lo fotográfico y en lo demás(que no es poco).

Colaborar con Vicente Aupí en su trabajo sobre El Triángulo del frío en España y en el proyecto de Las cien puntas inaccesibles de la provincia de Teruel, con Javier Magallón y Luis Torrijo son esas cosas que hacen disfrutar y conocer en mayor medida lo que nos rodea con quien conoce y estudia el territorio con otros ojos.
He hecho dos pequeñas exposiciones, una en Captur en Calamocha y en Villarquemado, una a primeros de año y otra a finales. También me lancé a dar un pequeño curso de iniciación a la fotografía en Cella.


En el lado amargo, un pequeño incidente que tuve en el viaje a Islandia donde de la manera mas tonta perdí gran parte de mi equipo fotográfico y gané bastante miedo(algo que pocas veces había tenido en el campo). Fué un golpe emocional. Volver al sitio que con mayor intensidad me había causado sindrome de Stendhal años antes era algo soñado. Tropecé con un pequeño iceberg en la playa cuando venía una ola y perdí dos cámaras y objetivos. Sentí haber perdido dos partes mías en uno de los lugares mas bonitos que he visitado; sentí como el agua que me arrebato a mis dos hermanos mayores hace años, me arrebataba  en esta ocasión dos cámaras en uno de los lugares mas bonitos para mi. Fué un momento duro, nada casual. Un trocito mío y de mi familia  sin duda se quedó allí.
Foto de Jose Aguilera 1segundo antes del incidente en el que tropece con los icebergs que tenía delante.

 Gracias a la ayuda de Anna Vila( a quien siempre le deberé algo) , pude rehacer mi equipo y seguir haciendo fotos. Ahora mi mochila de fotos luce una chapa de un pez, para ver si aprende a nadar  y también porque siempre considero que estoy pez en el mundo de la fotografía. Siempre hay miles de cosas por las que dar las gracias.

Muchos reconocimientos en concursos importantes que siempre ayudan y vienen bien para saber que lo que haces esta gustando o sorprendiendo y como un continuo reto de busqueda de imágenes "nuevas".
En Monphoto, Montier en Der, Melvita Awards, Asferico, Narava y BBC Wildlife Photographer of the Year han estado algunas de mis mejores fotos.
Tambien algunas de mis fotos o articulos han aparecido en revistas digitales como Canonikos, Agenda Iris LNH, y Asafona;  tambien he aparecido en Xatakafoto y en Natura Xilocae de la mano de Chabier de Jaime.

En definitiva un gran año dificilmente repetible, en el que he tenido mucha suerte y en el que tengo mucho que agradecer. Gracias a tod@s.  FELIZ 2014 y  buenas luces